Dpto. Prensa

Dpto. Prensa

SOCIEDAD 03/12/2017
Ya no se advierten grandes diferencias en los costos de los productos que exhiben los almacenes de barrios y los supermercados dentro de la ciudad. Para no perder clientes, los grandes comercios apuestan a las promociones; los pequeños al “todo suelto”.
Esta semana, un relevamiento realizado por el diario Ámbito Financiero señaló que los precios en los supermercados subieron un 1,9 por ciento en noviembre en comparación al mes anterior.
Los datos se desprenden de un estudio que este diario especializado en economía realiza cada mes en una canasta de 25 productos entre alimentos y artículos de higiene y limpieza.

El porcentaje, aseguraba el texto, superaba la inflación estimada para este mes, que según las consultoras privadas cerrará entre el 1 y 1,5 por ciento.

En este sentido, El Periódico llevó a cabo su propio relevamiento y a la vez comparó el precio de los principales productos alimentarios en los supermercados con los exhibidos en los almacenes. A partir de ello este medio pudo constatar que los precios son muy similares en un comercio que en otro. En algunos casos, los precios en los supermercados excedía el de las despensas de barrio.

Todo suelto

Una de las estrategias para no perder clientes en comerciantes y para ahorrar dinero en los consumidores, son los productos sueltos; llevando los compradores, en ocasiones, los envases para hacerse de ellos.

Este medio había informado, hace pocos meses, que a los productos normalmente vendidos de manera “suelta” como por ejemplo los snacks (papas fritas, palitos, maní), se agregaron productos como la yerba, el dulce de leche, de membrillo, batata, y también mermeladas.

Segundas marcas

Otra de las situaciones advertidas por este medio es que los comercios pequeños apuestan más a la variedad en segundas marcas, que suelen tener precios muy por debajo que las marcas líderes en el mercado.

En ocasiones, incluso, las primeras marcas ni siquiera se encontraron.

Precios

Si bien es muy difícil hacer comparaciones debido a la cantidad de comercios existentes en la ciudad, a la diversidad de marcas y variedades de los productos, y a la existencia de promociones temporales, lo cierto es que los resultados sorprendieron al comprobarse que los precios en las despensas están equiparados a los de los supermercados.

Diferencias

- Yerba

La primera diferencia en la yerba es que los supermercados ofrecen como opción los paquetes de un kilo cuyos precios son más ventajosos, hablando en proporción, respecto a los de medio kilo. En cambio en los almacenes relevados, ubicados en distintos barrios de la ciudad, la opción de kilo no existe.

Asimismo, en los comercios grandes se ofrecen todas las variedades de las marcas mientras que en las despensas solo se exhiben las fórmulas tradicionales.

Precios

Supermercado. Paquete de 500 gramos. Marcas reconocidas. Entre 33 y 44 pesos.

Despensa. Paquete de 500 gramos. Marcas reconocidas. Entre 30 y 48 pesos.

- Aceite

Con el aceite la situación es similar. Los supermercados ofrecen más variedades y dan la opción de acceder a bidones de hasta 5 litros, ahorrando así mucho dinero.

Si de envases pequeños se trata, prácticamente no hay diferencia en los precios.

Precios

Supermercado. Botella de 900 cc. Marcas reconocidas. Entre 30 y 48 pesos.

Despensa. Botella de 900 cc. Marcas reconocidas. Entre 35 y 48 pesos.

- Azúcar

En el caso del azúcar, salvo en casos muy puntuales, todos los comercios, tanto grandes como pequeños, ofrecen paquetes de 1 kilo.

Precios

Supermercado. Paquete de 1 kilo. Marcas reconocidas. Entre 18 y 24 pesos.

Despensa. Paquete de 1 kilo. Marcas reconocidas. 18 pesos promedio.

- Leche

Con la leche sucede algo similar a lo del azúcar. Todos los comercios, tanto grandes como pequeños, ofrecen cajas y sachets de 1 litro, tanto entera como parcialmente descremada.

Precios

Supermercado. Entera, tetrabrik de 1 litro. Marcas reconocidas. Entre 18 y 33 pesos.

Despensa. Entera, tetrabrik de 1 litro. Marcas reconocidas. Entre 24 y 30 pesos.

- Arroz

Respecto al arroz, los supermercados les dedican un amplio espacio en sus góndolas, ofreciéndoles a los consumidores numerosas variedades como arroz fino, integral, doble Carolina, o el que no se pasa, tanto en envases más pequeños como más grandes. En tanto, las despensas solo ofrecen el producto como para suplir la necesidad, es decir, generalmente sólo en segundas marcas y en envases de 500 gramos y 1 kilo.

Precios

Supermercado. Paquete de 1 kilo. Marcas reconocidas. Entre 17 y 36 pesos.

Despensa. Paquete de 1 kilo. Segundas marcas. Promedio 23 pesos.

- Harina

Con las harinas sucede algo similar al arroz en el caso de los supermercados, que ofrecen numersas marcas y variedades. Los mercados pequeños, en tanto, generalmente solo ofrecen una primera y una segunda marca en común y leudante.

Precios

Supermercado. Común. Paquete de 1 kilo. Marcas reconocidas. Entre 9 y 14 pesos.

Supermercado. Leudante. Paquete de 1 kilo. Marcas reconocidas. Entre 15 y 20 pesos.

Despensa. Común. Paquete de 1 kilo. Marcas reconocidas. Entre 11 y 15 pesos.

Despensa. Leudante. Paquete de 1 kilo. Marcas reconocidas. Entre 16 y 18 pesos.

- Huevos

En este caso la diferencia de precios es marcada, mucho menor en las despensas. Probablemente tenga que ver con la presentación en que se vende el producto, en envases de cartón en los supermercados, y sueltos en las despensas.

Precios

Supermercado. Media docena blancos. Promedio 20 pesos.

Despensa. Media docena blancos. Promedio 14 pesos.
Fuente: el-periodico.com.ar

Lunes, 04 Diciembre 2017 17:02

Los precios en los almacenes también suben

2 de diciembre de 2017 • Ciudadanos > almacenes
Por Redacción LAVOZ
Calculan que los alimentos aumentaron un 2%. Esperan alta inflación en diciembre.

Desde el Centro de Almaceneros de Córdoba indicaron que en noviembre los alimentos registraron una suba superior al dos por ciento, y que para diciembre se esperan mayores aumentos en los precios.

Si bien no está finalizado el número que todos los meses elabora la entidad con el índice de precios al consumidor, se adelantó que el incremento en los alimentos durante el mes pasado fue superior al dos por ciento.

Vanesa Ruiz, gerenta del Centro, indicó que el aceite, la harina y el azúcar arrojaron subas que superan los dos puntos. Y que, en el caso de los lácteos, el incremento fue del 12 por ciento.

Según los almaceneros, el impacto más importante en esta movida fue el de los precios de los combustibles. “Afecta a aquellos productos en los que la logística tiene un peso importante. Por ejemplo los lácteos, en los que juegan la recolección por los tambos y después la distribución”, ejemplificaron.
Ruiz también destacó que el aceite viene subiendo de manera paulatina debido a la eliminación progresiva de los subsidios nacionales. Ya acumula una suba del 100 por ciento interanual, y se calcula que seguirá aumentando un 30 por ciento más.

El último informe del Centro de Almaceneros, correspondiente a octubre, arrojó que los precios de la canasta básica alimentaria subieron 1,73 por ciento y en la canasta básica total, 1,42 por ciento. Y que en lo que iba del año la suba de precios de los alimentos era del 19,13 por ciento. En el análisis interanual, el aumento de alimentos acumulaba el 23,68 por ciento.

El relevamiento de noviembre se difundirá los primeros días de la semana próxima.

Diciembre caliente

Desde la entidad esperan que diciembre también termine con fuertes incrementos en la canasta alimentaria. “Se trata de algo que sucede todos los años”, puntualizó la gerenta.

Ocurre que, con el cobro de los aguinaldos, aumenta la demanda y se da un incremento de los precios. A eso se suma que la canasta de productos navideños también viene con fuertes subas, principalmente en las bebidas alcohólicas.

El paquete de productos que elabora el Centro de Almaceneros tuvo un incremento del 41,8 por ciento respecto del año pasado.

El vino tinto, con un 90 por ciento, fue el producto que más subió en comparación con la Navidad pasada. El ananá fizz cuesta 53 por ciento más que el año pasado.

El pan dulce y el budín salen entre un 35 y un 37 por ciento más, mientras que las confituras aumentaron un 30 por ciento.

Pese a los incrementos, el consumo viene con recuperación

Ya van dos meses de recuperación, según datos de una consultora privada.

El consumo de los hogares argentinos mostró en octubre –por segundo mes consecutivo– una variación interanual positiva de tres por ciento, según el análisis mensual de Consumer Thermometer de Kantar Worldpanel. También estimó, que si se cumplen determinados factores, en 2018 habría un crecimiento cercano al tres por ciento, el mejor desde 2014.

El ticket promedio en Córdoba fue de $ 1.150 durante noviembre

Subió un 2,5 por ciento respecto de octubre y la actividad comercial creció 0,7 por ciento.

La actividad comercial en Córdoba registró en noviembre una leve mejora de 0,7 por ciento respecto de igual período de 2016, mientras que el cotejo contra octubre mostró una caída del 5,8 por ciento, de acuerdo con el informe elaborado por la Cámara de Comercio. El reporte reflejó que el ticket promedio fue de 1.150 pesos, con una suba de 2,5 por ciento en relación con octubre.

 

24 de noviembre de 2017 Información General
Los alimentos que conforman el módulo alimentario surgen a partir de la información brindada al Ministerio de Desarrollo Social por el Centro de Almaceneros de Córdoba. El Gobernador Schiaretti anunció el depósito de 300 pesos por única vez a los 69.000 beneficiarios de este programa.
El Ministerio de Desarrollo Social sugiere una Canasta Navideña a la que se podrá acceder con los 300 pesos extra que se depositarán a los beneficiarios de la Tarjeta Social.

El módulo se conformó a partir de la información suministrada a la cartera provincial por el Centro de Almaceneros Córdoba, y está compuesto por:

– 1 Pollo (2 kilos aproximadamente)
– 1 Pan Dulce con frutas por 400 gramos
– 1 Budín por 200 gramos
– 1 Lata Durazno al natural por 820 gramos
– 2 Turrones de maní por 90 gramos
– 2 Garrapiñada de maní por 80 gramos
– 2 Maní con chocolate o Confites de maní por 80 gramos

Cabe recordar que el Gobernador Juan Schiaretti anunció este miércoles el pago extra de 300 pesos a los 69.000 beneficiarios de la Tarjeta Social. Esto con el objetivo de ser un aporte a las compras navideñas.

Dicho monto se depositará a partir del día 20 de diciembre, “para ayudar a la mesa familiar en una fecha tan importante para los argentinos como es la Navidad”, señaló el Gobernador.

En la actualidad los beneficiarios de la Tarjeta Social reciben el depósito de 600 pesos.

Se recuerda que el plan alimentario cuenta con el apoyo del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación y del Centro de Almaceneros y Supermercadistas de la Provincia.

Este programa, coordinado por la Dirección de Programas Especiales perteneciente al Ministerio de Desarrollo Social, contempla un monto mensual de 600 pesos (450 pesos aportados por la Provincia, 150 pesos por el Gobierno Nacional), para cubrir la compra de un módulo de alimentos básicos, confeccionado con asesoramiento nutricional.
Fuente : prensa.cba.gov.ar

Viernes, 01 Diciembre 2017 15:13

Los Turello Programa 79

INSTITUCIONAL  24/11/2017

Estuvimos participando de el Programa "Los Turello" en Canal "C".

Dialogamos sobre la Canasta Navideña 2017, compuesta por 12 artículos de primera línea, a un costo de $326. La misma viene siendo referencial a nivel regional, trabajando desde la Entidad para que sus asociados presenten nobles productos competitivos ayudando así a recuperar ventas.

Analizamos el contexto de este último año, como así también como afectó al consumo los distintos porcentuales inflacionarios, ya del 19%, como así también los incrementos en alquileres, servicios y tarifas.

Por último compartimos la alegría de celebrar con toda la sociedad cordobesa su 113º Aniversario!

Gracias por la invitación.

 

 

Lunes, 20 Noviembre 2017 12:48

113 Aniversario

20-11-2017 Institucional
Verdadero orgullo y una gran emoción para quienes conformamos esta Gran Institución: el Centro de Almaceneros, Autoservicios y Comerciantes Minoristas de Córdoba. 113 años no son pocos!! Y vamos por muchos mas!! Gracias a quienes nos acompañan siempre..!!

16 de noviembre de 2017, 00:10 • Ciudadanos > Canasta navideña
Por Tomás Vázquez
Almaceneros abaratán las canastas dejando de lado el vino y la sidra, mientras que un súper congela sus precios.

La pelea por quedarse con las enormes ventas navideñas puso su acción inicial con Carrefour lanzando su campaña “Navidades Corajudas”, una extensión de la promoción que viene realizando desde agosto con 1.300 productos a los que les mantendrá el precio hasta enero de 2018.

Desde hoy y hasta el 31 de diciembre, la empresa francesa tendrá para los productos navideños de marca propia los mismos precios que 12 meses atrás en las 22 provincias en las que está presente –no está en Misiones y Santiago del Estero–.

“Son 32 productos navideños que contemplan todo lo que los argentinos llevamos a la mesa en las fiestas; hay pan dulce desde 45 pesos, budines desde 25. Tuvimos muy buena recepción con ‘precios corajudos’ y eso nos impulsó a reforzar ese compromiso e hicimos la campaña de navidad”, insistieron desde la firma.

Desde el Centro de Almaceneros explicaron que el aumento de la canasta navideña este año supera el 40 por ciento, con las bebidas alcohólicas como los productos que más se han disparado –90% el vino y 53% la sidra y el ananá fizz–.
Son un total de 12 productos que tienen un costo de 326 pesos, los cuales, como se encargaron de aclarar, pertenecen a primeras marcas.

La necesidad de generar propuestas con las que poder conseguir mayores ventas disparó la posibilidad de realizar canastas navideñas quitando las bebidas alcohólicas. Durante noviembre realizan una preventa con empresas y organizaciones, aunque por el momento no están obteniendo los resultados esperados.

“La canasta navideña viene muy tímida, las compras van a ser de último momento. Venimos trabajando con sindicatos y ONGs, con muchas consultas, pero al momento de efectivizar pedidos están esperando. Tratamos de negociar directamente con las empresas proveedoras, apuntar a mejores productos y aplicarles márgenes menores para poder competir”, indicó Vanesa Ruiz, Gerenta del Centro de Almaceneros.

La lentitud con la que se vienen desarrollando las ventas navideñas para el Centro de Almaceneros tiene su explicación en que recién en octubre tuvieron porcentajes de consumo positivo en el sector tras 38 meses con números desfavorables.

Sobre las ofertas que lanzan los supermercados sostuvieron que “las marcas propias no perforan más del 15 por ciento de las ventas. Algunos tienen márgenes tan altos que incluso podrían mantener estos precios por varios años obteniendo ganancias”.

“Estas son estrategias y acciones que toma cada cadena en particular, como algunas acciones que hacen los supermercados regionales con productos particulares que ponen a precios de costo, precios sumamente agresivos para captar clientes”, indicó Víctor Palpacelli, vicepresidente de la Cámara de Supermercados de Córdoba y presidente de Almacor.

Para la organización en la que Palpacelli se encuentra, los aumentos de los productos navideños no fueron tan elevados como en almacenes, además de remarcar que la gran diferencia se nota en los productos de primera marcas.

“Este año se ha notado mucho la migración a segundas marcas, que no han aumentado tanto en promedio como las líderes. En el caso de las cadenas en cuanto a precios interanuales hemos sufrido un aumento promedio de poco más del 20 por ciento. Las confituras un 26, bebidas 22 y harinas 20”, apuntó.

La diferencia entre primeras y segundas marcas es planteada por almaceneros, supermercados regionales y grandes hipermercados, y casi la totalidad de las estrategias comerciales para ganar clientes las contemplan, vaticinando un escenario donde estas serán protagonistas en las mesas familiares de las próximas fiestas.

Fuente: www.lavoz.com.ar



 

15-11-17 Vía Cordoba
Esperan que simplifique los pagos y ayude a que muchos se regulericen.

Dentro del paquete impositivo que el Ejecutivo presentó en la Legislatura, uno de los puntos más innovadores es la creación de un “monotributo provincial” que reemplazará a Ingresos Brutos para el universo de comercios más chicos.

Apunta a alrededor de 160 mil contribuyentes que facturan menos de 1,34 millones de pesos anuales y que pasarán a regirse por un régimen simplificado similar al Monotributo de Afip.

Día a Día consultó a representantes de distintos sectores comerciales y, mayoritariamente, se manifestaron conformes.

“Es algo positivo. Entendemos que va a ser útil porque en muchos casos van a bajar las cargas. Además va a ser más fácil”, dijo Luis Rodríguez, presidente del Centro de Industriales Panaderos.

Para Rodríguez, en el caso de las panaderías, que tienen un gran porcentaje de comercios fuera del sistema, “va a posibilitar que muchos de los que están en negro se regularicen”. “Es un problema muy grave que podría empezar a solucionarse”, agregó.

Desde Fedecom, su vicepresidente, Ezequiel Cerezo, dijo que “toda simplificación es buena”. “No lo hemos analizado todavía en la Federación, pero sin entrar en detalle, esto ayudará”, analizó Cerezo. “Después hay que ver el tema de las alícuotas, pero al ser más simple permitirá a los comercios disminuir costos. Siempre que hay más trámites, hay mayores gastos, desde tiempo, hasta contadores”, explicó.

Consultado el Centro de Almaceneros, Vanesa Ruiz, su gerenta, dijo que lo apoyan porque “resultará bastante más justo y práctico”. “No conocemos a fondo su implementación y los parámetros para categorizar a los comercios, pero creemos que no va a variar la contribución mensual, económicamente hablando”, dijo a este diario.

Finalmente, opinó que no va a ayudar a moderar los precios porque “será aplicable sólo al último eslabón de la cadena y, por lo tanto, no incidirá en empresas productivas y proveedoras, que continuarán aportando a Ingresos Brutos, que es distorsivo y afecta a la cadena de precios”.

Los monotributistas pagarán un monto fijo a la Provincia por el impuesto provincial según su categoría en el régimen simplificado, que será la misma que establece la Afip. Para 2018, si se toman el ajuste por inflación y los valores que regirán desde enero, ingresarán quienes presten servicios y facturen hasta $ 896 mil al año y los comerciantes con ingresos de hasta 1,34 millones anuales. El monto va desde $ 200 en la categoría A, hasta $ 3.060 para el escalón K. La idea es que los municipios hagan lo mismo y se pague todo junto.

Martes, 14 Noviembre 2017 11:17

Desinflación lenta, bolsillos cautos

12 de noviembre de 2017 • Negocios > Consumo
Por Paula Martínez
LO MÁS IMPORTANTE
La recuperación de las ventas fue dispar.
Regiones, segmentos socioeconómicos y rubros de actividad se movieron a distinto ritmo.
El poder adquisitivo fue el denominador común de los movimientos.

Luego de un 2016 de caída libre, este año el consumo volvió a reactivarse y la tendencia se consolida para los meses que quedan y para 2018. Pero la recuperación no es uniforme y tampoco es generalizada, todavía. Depende, sobre todo, del poder de compra de los bolsillos de las familias.

El nivel general de precios es uno de los factores que marca el comportamiento de los compradores. Cuando el año pasado se disparó, el consumo se retrajo. La baja del ritmo inflacionario dejó un consumidor cauto, que prioriza sus necesidades y analiza bien antes de gastar.
Estos factores impactaron con un ritmo diferente de recuperación según regiones, formatos, marcas y rubros comerciales.

“El principal cambio para el recupero del consumo es la desaceleración de la inflación. Las marcas que más crecen son las que menos aumentaron precios o las que, en términos relativos, quedaron más convenientes”, dice Carolina Núñez, gerente de Nuevos Negocios de Kantar Worldpanel.
Evolución dispar

La actividad comercial comenzó a reactivarse, primero, en el interior provincial. Los reportes de la Federación Comercial de Córdoba (Fedecom) lo evidencian desde principios de año.

“El consumo se empezó a recuperar primero en el interior, con el campo y la agroindustria. Ahora, el sector de la construcción es el que más creció en empleo y eso se traslada al consumo”, explica Marcelo Stehli, presidente de la federación que reúne a las cámaras comerciales de la provincia.

En la Capital, la caída recién se revirtió en julio y la tendencia se volvió positiva, según la Cámara de Comercio de Córdoba (CCC). En cambio, las ventas de los negocios de barrio, que releva el Centro de Almaceneros, Autoservicios y Comerciantes Minoristas de Córdoba, recién en octubre mostraron una suba interanual.

“Que la inflación ceda es esencial, porque las familias de segmentos bajos destinan gran parte de sus ingresos a este tipo de consumo”, indica Vanesa Ruiz, gerente comercial de la entidad.

En cambio, Víctor Palpacelli, vicepresidente de la Cámara de Supermercados, asegura que todavía no se ve una reactivación clara en este segmento.

Por segmentos

Dentro del amplio abanico de la actividad comercial, los rubros ligados a bienes durables o semidurables y viajes son los que más crecieron. De hecho, el segmento de automotores y motos viene muy activo desde principios de año (los primeros, acumulan 27,8 por ciento de aumento interanual).

“Los primeros rubros que repuntaron estaban ligados a sectores de poder adquisitivo más elevado y acceso al crédito. Ahora se sumaron segmentos de ingresos más bajos, con alimentos y bebidas”, señala Stehli. “Los autos y motos subieron mucho más que los alimentos”, coincide Cristian Pastore, director general de la CCC.

Vanesa Ruiz, en tanto, advierte que muchos comercios están en barrios “donde la informalidad es grande y las paritarias no llegan”, por lo que “recién ahora se empezó a mover”.

Aunque el sector de productos básicos ya empieza a mostrar un repunte, todavía hay segmentos como el textil e indumentaria a los que les cuesta despegar. De hecho, para el Día de la Madre hubo un leve incremento de las compras.

En el consumo masivo, en los almacenes se priorizan las compras de frescos, verdulería, fiambrería, carnicería, panadería. “El consumidor es muy inteligente, cuida hasta el último centavo y muchos negocios de barrio tienen mejores precios en estos sectores”, opina Ruiz. El uso de tarjetas también incidió, ya que, en los negocios que incorporaron terminales de pago, “la venta creció entre 15 y 20 por ciento”.

Desde Kantar, Núñez señala que se ve una reactivación del consumo masivo, primero, en los sectores bajos, mientras que “en los segmentos altos y medios crecen el ahorro en dólares y la compra de inmuebles, viajes o autos”.

La incipiente reactivación también se vio en los números que muestra el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec) a nivel nacional. Los datos de agosto muestran, por ejemplo, una recuperación de ventas, descontada la inflación, de 1,2 por ciento en los supermercados de todo el país, contra 2,1 por ciento en Córdoba.

En los shoppings, que no se miden en el interior, hay un contraste muy marcado entre el crecimiento del 21,1 por ciento de la facturación de Capital Federal y sólo el 12,1 por ciento del resto del Gran Buenos Aires.

Expectativas

Para lo que resta del año y 2018, las expectativas son favorables. “Somos optimistas en el corto plazo. Si se concreta la reducción de la presión tributaria, impactará en los precios y va a hacer que se reactive más rápido el consumo”, opina Palpacelli.

Agrega que, en el último mes, “las listas de precios de los proveedores ya no vienen con aumentos tan excesivos”. Pastore coincide: “Después de las elecciones, la gente se relajó y no cuida tanto el peso. Además, los comerciantes no se cubren tanto porque entienden que la inflación está controlada”.

Desde Kantar, la expectativa es cerrar el último cuatrimestre con una suba cercana al tres por ciento interanual, para terminar el año equilibrado en consumo masivo.
Mediciones

Crecimiento comercial

Provincial. Suba interanual de la actividad comercial en toda la provincia, durante octubre, según Fedecom. La mayor suba fue en alimentos y bebidas.

48%

Capital. Crecimiento interanual del ticket promedio en negocios de la ciudad, según la Cámara de Comercio de Córdoba.

1,07%

Almacenes. Aumento de ventas en almacenes y autoservicios de Córdoba en la comparación anual de octubre.

NOTICIAS 6 DE NOVIEMBRE 2017
A partir del 17 de noviembre y hasta el 16 de diciembre, cada viernes y sábado podrá visitarse “Córdoba tierra de mujeres productoras”, en el Paseo del Buen Pastor.

La actividad reúne a mujeres de toda la provincia que mostrarán productos generados a través de iniciativas laborales, muchas de ellas incentivadas por los programas Córdoba con Ellas, Banco de la Gente y Desarrollo del Norte y Oeste Cordobés (NOC), de la Secretaría de Equidad y Promoción del Empleo; el Ministerio de Agricultura y Ganadería; la Fundación Banco de Córdoba y el Centro de Almaceneros, Autoservicios y Comerciantes Minoristas de Córdoba.
El horario será de 17 a 21 horas.

Quienes estén interesadas en participar deberán inscribirse ingresando en el siguiente link.

La muestra es organizada por la Secretaría de Equidad y Promoción del Empleo.
Fuente: empleo.cba.gov.ar

02/11/2017 Vía Cordoba
Bodegas y comercios prevén una suba de precios y un menor consumo debido a los cambios en las alícuotas.

El paquete de cambios impositivos anunciado el martes por el ministro de Hacienda de la Nación, Nicolás Dujovne, amenaza con impactar de manera muy significativa sobre el sector vitivinícola argentino, incluido un pequeño pero consolidado grupo de bodegas cordobesas.

Aumentos casi seguros de precios, y una caída correlativa en el consumo es lo que pronostican los actores de un sector que ya venía atravesando un momento difícil este año, debido a serios problemas en la producción de los viñedos cuyanos, principales aportantes de la materia prima que industrializan la bodegas.

“Ha sido un baldazo de agua fría para nosotros. Lo más probable es que se resienta el consumo debido a la suba de los precios que tendremos que aplicar, ya que no podemos absorber la nueva estructura impositiva”, le dijo este miércoles a Día a Día Celina Tay, vicepresidenta de La Caroyense, una de las bodegas más emblemáticas de Córdoba.
La propuesta de reforma impositiva presentada por Dujovne prevé aplicar una alícuota del 10 por ciento a la producción y venta de vino, y del 17 para las sidras y espumantes. Hasta ahora, no pagaban impuestos internos. También se aumenta la carga para la cerveza las bebidas blancas.

La ejecutiva dijo que espera que los anuncios no se concreten, y que el Gobierno revea la medida. “O que hagan algo más flexible, según el tipo y el tamaño de cada bodega.Aunque esto nos perjudica a todos: a las grandes y a las pequeñas, y también al consumidor”, afirmó.

En Córdoba hay siete bodegas de distinta envergadura, algunas de ellas con años de trayectoria, como La Caroyense, en Colonia Caroya, o Lucchesi, en Villa del Rosario. En general, producen vinos de gama media, y compran la producción de uva en viñedos cordobeses.

Los bodegueros cuyanos también pusieron el grito en el cielo. “Nadie nos alertó sobre el tema.Lo vemos con mucha preocupación, no han entendido que esto va a afectar la demanda de vino y se van a terminar abandonando viñedos”, dijo Gastón Pérez Izquierdo, CEO de Catena Zapata, al tiempo que adelantó que irán a pedir explicaciones junto a los gobernadores de la principales provincias productoras.
Según Tay, la modificación de las alícuotas en los impuestos implicará un aumento de no menos del 15 por ciento en los precios de los vinos, luego de un año en el que estos productos registraron subas muy pronunciadas, por encima de la inflación general.

El mismo pronóstico trazó Vanesa Ruiz, gerenta del Centro de Almaceneros de Córdoba. “Los vinos aumentaron un 90 por ciento en el último año, y el nuevo impuesto no va a hacer otra cosa que presionar más a la suba los precios y a mermar el consumo, que muestra una caída del 18 por ciento”, dijo.